Que mejor lugar que un probador de meterte con dos negros musculosos y comerles la polla a la vez. Con el reflejo de los cristales del probador y el morbo de poder ser pillado