Nikki Huntsman es una de esas colegialas zorras que se pasan el día fuera del instituto buscando pollas que puedan penetrarle cada uno de sus agujeros, y como sus amigas le han comentado que