Todo aquel que no quiere probar relaciones homosexuales por miedo a que le guste, puede ser por haber disfrutado en alguna ocasión de una gustosa comida de culo. No todos han tenido la oportunidad