Karlie Montana y Jasmine Neels son dos de las mejores lesbianas interraciales que podemos hallar, y es que estas dos guarras se lo pasan de maravillas cuando sus novios están fuera de la ciudad por trabajo y es que los dos tíos, compañeros ellos, no saben que ellas gustan de jugar con consoladores juntas. Karlie Montana y Jasmine Neels comienzan seduciéndose y al poco rato no solo se sacan toda la ropa sino que podemos verlas además colándose consoladores dentro de sus chochos hasta correrse, y entonces van a darse una ducha juntas las muy putas.